Redes Rotas

Redes rotas - Mateo 19:27-29Escuchar audio de esta predica Mateo 19:27 Entonces respondiendo Pedro, le dijo: He aquí, nosotros lo hemos dejado todo, y te hemos seguido; ¿qué, pues, tendremos? 19:28 Y Jesús les dijo: De cierto os digo que en la regeneración, cuando el Hijo del Hombre se siente en el trono de su gloria, vosotros que me habéis seguido también os sentaréis sobre doce tronos, para juzgar a las doce tribus de Israel. 19:29 Y cualquiera que haya dejado casas, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o mujer, o hijos, o tierras, por mi nombre, recibirá cien veces más, y heredará la vida eterna.

Oye, Mira, Contempla, Toca. ¡Te amo!

Oye, mira, contempla, toca. ¡te amo! - Jeremías 31:3-4Escuchar audio de esta predica Tal vez cuando pensamos en una relación normal padre – hijo, dentro de los términos normales y naturales, siempre estamos pensando en el bienestar de ellos y que, los hijos alcancen todas aquellas cosas que nosotros no tuvimos, que nos fueron escasas o que simplemente lleguen mucho más lejos que nosotros (hablando en términos materiales y humanos).

Sin embargo, al momento de implantar disciplina o algún tipo de corrección en la vida de nuestros hijos, como padres podemos partir de dos puntos (i) de la ira o la frustración, o (ii) del amor. Pero desde el punto de vista del hijo, resulta difícil entender que detrás de aquellas disciplinas o amonestaciones exista un motivo realmente bueno y agradable.

Comunidad Cristiana el Camino de Bogotá
Calle 98 No. 69 - 64 La Floresta - Teléfono: (57) (1) 358 67 27 - Bogotá D.C. (Colombia) - Powered by Ingeniero José Barrios Meléndez.